domingo 23 de noviembre 2014 | 14:29

Unidos para atraer juntos turismo chino en Expo 2010

Turismo | jue, 14-oct 15:31 Por: Efe

Shanghái (China).- Los pabellones de Colombia, Perú y México en la Exposición Universal de Shanghái 2010, junto con agencias de viajes de los tres países, unieron hoy sus fuerzas para presentar por primera vez una oferta conjunta para atraer turistas chinos hacia sus países, en alianza con la aerolínea Aeroméxico.

La propuesta, presentada hoy ante más de medio centenar de agentes de turismo del gigante asiático, en un encuentro en el pabellón colombiano, consiste en una ruta de 15 días que aprovecha los únicos vuelos directos entre China y Latinoamérica, a través de México, para visitar los principales atractivos de los tres países.

La iniciativa está impulsada por agencias turísticas privadas, pero responde a una idea y al respaldo por parte de los tres gobiernos latinoamericanos, cuyos tres pabellones firmaron hoy un memorando de alianza para promocionar conjuntamente sus destinos en China.

Para ello se aprovechó que Colombia está añadida desde julio (y en vigor desde septiembre) a la lista de más de 130 países considerados por Pekín como destino turístico autorizado para sus ciudadanos, condición que ya tenían Perú y México.

La ruta presentada hoy aprovecha los dos vuelos semanales de Aeroméxico entre Shanghái, Tijuana y México D.F., además de sus vuelos directos entre la relativamente cercana Tokio y la capital mexicana, y propone utilizar dos días para los viajes de ida y vuelta y otros 13 para recorrer esa parte de Latinoamérica.

En México la ruta propone visitar la capital, Mérida, las zonas arqueológicas precolombinas de Chichen Itzá y Teotihuacán y las playas de Cancún, para volar a continuación a Perú, donde se podrá conocer el centro histórico de Lima y Cuzco y la antigua ciudad incaica de Machu Picchu, para viajar después a Colombia.

Allí se propone al turista conocer el centro barroco de Bogotá y su Museo del Oro, para volar el día siguiente a Cartagena de Indias y, de allí, regresar después por Bogotá y México D.F. rumbo a China.

El precio propuesto a las agencias de viaje para toda la ruta, con todos los gastos de transporte, alojamientos, guías e intérpretes bilingües, boletos de entrada, desayunos e impuestos, es de 8.298 dólares por persona alojada en habitación sencilla, o 7.134 dólares por pareja alojada en una habitación doble.

El turista chino que se busca, obviamente, es de gran nivel adquisitivo, "porque es un destino lejano y además costoso en tiempo, al que no puedes ir tres días", explicó a Efe Ricardo Ramírez, director de gestión de la firma colombiana Avia Export, que coorganiza el programa por parte de su país.

Con esto, dijo, se pretende "empezar a tocar a un mercado como el chino, que va a ser vital para el futuro del desarrollo del turismo latinoamericano", y para evitar repetir el error que los países de la región cometieron con Japón hace décadas, afirmó.

"Nos decíamos que teníamos que esperar a que viajasen por Europa, Asia y EEUU primero, y luego llegarían a América Latina, pero nunca llegaron", dijo. "No tenemos que esperar, sino que debemos ser proactivos y buscar la posibilidad de atender al turista chino".

Una de las principales inquietudes que mostraron hoy los operadores chinos fue cómo garantizar la seguridad para sus viajeros, ante las noticias de violencia que llegan desde México y Colombia al gigante asiático, a lo que los tres países responden con la tradición turística de los destinos que ofrecen.

"Los destinos que ofrecemos son ciudades seguras, que tienen tradición de recepción de turistas, y que adicionalmente tienen unos índices reales de seguridad muy buenos, y no lo decimos nosotros, lo dicen las agencias internacionales", reiteró Ramírez: "podemos ofrecer seguridad sin ningún problema".

"Si tú vas a Nueva York y te vas al (barrio neoyorquino del) Bronx, la probabilidad de que sufras un incidente es mucho más alta que si estás en otras zonas, pero lo mismo sucede en todos los países del mundo", explicó.

Además los visitantes chinos viajarían siempre de la mano de guías e intérpretes locales, más que por seguridad personal, "porque creemos que el turista chino necesita, en estas primeras etapas, ir de la mano por el idioma", concluyó. EFE

|
Enviando tu valoracion...
Todavia sin valorar. !Animate a ser el primero!
Haz click en la barra para valorar el elemento.